Imprimir

Elija su neumático respetando el código de circulación

El Código de Circulación incluye unas normas en materia de neumáticos.

Normas impuestas por el Código de la Circulación

Se prohíbe colocar en automóviles y en sus remolques neumáticos cuyo índice de capacidad de carga o el símbolo de la categoría de velocidad sean inferiores a las capacidades máximas previstas por el fabricante del vehículo (artículo R59 del Código de la Circulación completado por el decreto de 24/10/1994).

En un mismo eje, el Código de la Circulación ordena que los neumáticos sean:

  • de la misma marca,
  • de la misma dimensión,
  • de la misma categoría de uso (ej.: carretera, nieve, todoterreno),
  • de la misma estructura (diagonal o radial),
  • del mismo código de velocidad (T, H, V, W...),
  • de la misma capacidad de carga.

¿Por qué obliga a respetar los índices de velocidad?          

La dimensión, el código de velocidad y el índice de carga son determinados por el constructor (y aprobados por el fabricante de neumáticos) para proporcionar la máxima seguridad y comodidad de conducción.

Estos datos forman parte integrante de las características del vehículo en su homologación por parte del servicio de inspección técnica.

En el caso de los neumáticos de verano, colocar neumáticos de dimensión, código de velocidad o índice de carga diferentes es peligroso y constituye una infracción del Código de la Circulación. Sin embargo, siempre es posible colocar neumáticos con un índice de velocidad o de carga más elevado.

En el caso de los neumáticos de invierno, se permite una mayor libertad. Se autoriza a colocar neumáticos con un código de velocidad inferior al de los neumáticos originales. Eso sí, en caso de hacerlo, la velocidad de circulación tendrá que adaptarse forzosamente a este límite inferior. Se colocará en el interior del vehículo una etiqueta de advertencia de esta velocidad inferior, en un lugar perfectamente visible para el conductor.

Durante la navegación, el apartado "Encontrar su neumático" le indicará las posibilidades ofrecidas por KLEBER para su vehículo, respetando siempre las disposiciones legales ya expuestas.